Soy un pez.

Tal como ese pez flotando en la taza de té, no me olvides nunca. Por que yo seré aquel pez en tu memoria.

No mires al cielo y después me vigiles de reojo. No estes preocupado y me mires indiferente. No te creo. Sigue mirando el techo. Háblame de lo que sea. ¿Que te vas a un internado? Bien, bien. ¿Que piensas comprar un piano? Me lo esperaba. ¿Que si te ves bien de traje? Eso ya lo sabes, mira como sonrío como tonta.  ¿Que extrañas hablar a las tres de la mañana? También yo. ¿Que te imaginas lo que me estarías contando a esas horas? También yo. ¿Que extrañas mis historias? Sólo eran sueños que tenía de ti. ¿Que no puedes dormir sin antes desearme “dulces sueños”? No mientas. Porque pienso en ti. Hasta el punto que dejo fluir mis lágrimas.

No me mires a los ojos tan intensamente. No te atrevas a preguntar si estoy bien. Lo que siento por ti, a sabiendas de que lo sabes, es asunto mío. No quieras interesarte.

-¿Recuerdas ese pez que mataste con agua caliente? Eras un niño.

-No era agua caliente. Fue té.  Tenía el pez en la taza de mi papá.  Es algo que realmente nunca olvidaré.

… No me olvides nunca, porque la única capaz de llorar con el solo hecho de pensar en ti soy yo. Seré aquel pez en tu memoria.

Anuncios

Acerca de Akira


One response to “Soy un pez.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: